=>

Pirineo Aragonés

Escalona y la comarca

Escalona, situada en la confluencia de los ríos Bellos y Cinca, es la puerta de entrada al Parque Natural de Ordesa y Monte Perdido.

La comarca de Sobrarbe, situada en los Pirineos Centrales, acoge un extenso territorio en el que destaca un entorno de gran riqueza natural y paisajística rodeado de imponentes cumbres y valles de gran belleza, y un patrimonio cultural que persiste al paso del tiempo.





Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido

Constituído en 1918, Parque Nacional y declarado en 1997 Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, posee un gran variedad de fauna y flora y un paisaje geológico único.

Se divide en 4 sectores:

ORDESA:

Magnífico valle donde abundan impresionantes cascadas y senderos que recorren el valle, como la Faja de las Flores y la Faja Pelay ó Senda de los Cazadores.

PINETA:

Espectacular valle glaciar, presidido por el macizo de Monte Perdido. Destaca su perfil en forma de U, con prados y llanos rodeados de pendientes laderas y bosques.

AÑISCLO:

El desfiladero del río Bellos se abre flanqueado por los montes Mondoto y Sestrales, que encajonan el valle formando un cañón, y en su parte alta, el Collado de Añisclo.

ESCUAÍN:

Sobre un espolón calizo se alza el pueblo del mismo nombre, colgado sobre unas gargantas que se divisan desde los miradores. Destaca, la observación del quebrantahuesos.

Otros espacios protegidos

Parque Natural de los Cañones y Sierra de Guara

En el Prepirineo, y al norte de las comarcas de la Hoya de Huesca y Somontano, destaca por su peculiaridad geológica, de origen kárstico, lleno de grutas, simas y espectaculares cañones perfectos para la práctica del barranquismo, y paredes verticales y mallos para los amantes de la escalada.

Parque Natural Posets-Maladeta

Se extiende sobre la cabecera de los tres valles orientales del Pirineo Aragonés ( Barrabés, Benasque y Chistau), flanqueados por la mayor concentración de “tresmiles” más importantes del Pirineo: Aneto, Maladeta, Posets y Perdiguero, Bachimala, cerca de un centenar de ibones y la más extensa parte de los Monumentos Naturales de los Glaciares Pirenaicos.